Voto Electrónico: ¿Sí o No?

Respuesta corta: no.

A continuación, los fundamentos.

Siendo Jurado Electoral

He sido jurado electoral en Colombia en varias ocasiones. Generalmente, son tres eventos por los cuales hay votaciones: elecciones presidenciales, elecciones de congreso y elecciones de alcaldes, gobernadores y ediles.

Unas más “pesadas” que otras en términos de la afluencia de gente que asiste a votar, en ocasiones ocurren en lugares donde no hay fluido eléctrico, agua en los baños, poca ventilación, etc.

Ser jurado de votación en Colombia puede ser una experiencia tortuosa para muchos.

Por eso y más, la experiencia vivida como jurado siempre me ha hecho pensar ¿por qué las votaciones en no son electrónicas?

Soy desarrollador de software y he escrito código para programas en diferentes industrias y solía creer que los sistemas electorales para los días de votación también deberían ser electrónicos para disminuir el gasto de papel, obtener resultados en menor tiempo, simplificar la votación, etc.

Estaba plenamente convencido de ello porque vivir una jornada electoral es extenuante durante las votaciones y el conteo de votos.

Incluso, en la última ocasión que fui jurado electoral, un compañero de mesa hizo la pregunta al aire: “¿por qué estas cosas ya no son digitales?”, cuando estábamos rompiendo todo el papel sobrante al final la jornada electoral y empezando el conteo de votos.

No supe responder ni responderme a mi mismo. Sin embargo, encontré un vídeo del Fredier de su programa Platzi Live sobre este mismo tema.

Vídeo de Platzi Live

Después de ver el vídeo, analizar y tener una que otra conversación en línea y fuera de línea, me convencí de que lo mejor es que las elecciones sean tal y como lo son a pesar de lo complejas y terribles que son.

¿Por qué no?

Hay unos principios básicos por los cuales toda elección en todo país democrático debe regirse para que en verdad haya democracia. Dejar de cumplir con alguno de estos principios hace que deje de haber una democracia real. El voto electrónico rompe de diferentes formas esos principios. Veamos algunos de estos.

componentes.voto.png

En el vídeo de Platzi, Fredier menciona estos tres. Puedes ver más en esta página de la Wikipedia.

Toda democracia debe garantizar el voto secreto a sus ciudadanos. De esta forma no se pueden ejercer trampas u otras maneras de filtrar votos de alguna población, familia o persona para luego atacarlos de manera sistemática.

Cuando una votación se lleva a software ya empieza a haber formas de identificar el voto de una persona.

Normalmente, cuando alguien va a votar lleva su documento de identidad, se lo entrega a los jurados de mesa quienes revisan que la persona pueda votar en esa mesa, se le entrega las tarjetas de votación, la persona vota e ingresa el voto en la urna.

Cuando se extraen los votos, ningún jurado sabe qué papel corresponde a que persona de la lista. Eso es que el voto sea secreto. No hay forma alguna de asociar un voto en papel con una persona.

Este mismo escenario en software se vuelve manipulable de mil y una formas.

Una forma muy sencilla(para empezar) sería cotejando con la hora en que ingresa su documento y la hora en que se guarda el voto en el sistema o base de datos de la máquina de votos. Y de aquí podemos sacar un montón de escenarios donde con la identificación de la persona se puede asociar su voto en el sistema.

Podría ser que las empresas que hacen el código para las máquinas de votación permiten una auditoria de colegios de software o comunidades públicas, pero luego surge la pregunta, ¿qué nos garantiza que ese mismo software auditado sea el mismo instalado el día de las elecciones? ¿qué costo tiene verificar eso?

Todo voto debe ser único por persona. Y esto se cumple plenamente en todas las votaciones de Colombia.

Los jurados de mesa tienen una lista de personas que pueden votar ahí. Cuando concluye la jornada electoral, la cantidad de votos en las urnas debe coincidir con la cantidad de votantes. Si la cantidad de votos excede el número de personas, se deben reingresar en la urna, sacar la cantidad de votos en exceso de manera aleatoria y quemarlos o triturarlos.

Con este medio análogo como lo es el papel, se puede garantizar que por cada votante haya un voto.

Ahora, llevemos esta situación al software donde ya en el mundo hemos visto fallos de toda índole. Por ejemplo, en compras donde puede fallar el software e incrementa el valor de un producto, o duplica su cantidad.

Imaginen que en el día de las elecciones el software falle y por cada voto ingresado al candidato A se le termine duplicando al final el conteo. O que tal si al querer ingresar el voto por el candidato B, termine el software erróneamente eligiendo al candidato A. ¿Raro cierto? Pero puede pasar.

Simplemente no hay garantías de que el software electoral no falle. Lo peor aún es que ya hay países que tienen un sistema electrónico de votaciones y cuando falla recurren al papel. Así es, cuando el software de votación falla, el respaldo son papeletas. Maravilloso.

Las votaciones deben ser verificables. Es decir que se pueda auditar su resultado cualquier día o año después de las elecciones.

En papel, es muy fácil auditar unas elecciones. En Colombia, cuando se entrega todo, los jurados en una bolsa entregamos la lista de votantes de la mesa, un formato donde se cuentan los votos y los votos. La Registraduría General de la Nación debe tener todo eso archivado en alguna bodega. Si mañana alguna entidad quisiera auditar X elección, es totalmente posible porque el sistema es sencillo de auditar. Los votos deben estar físicamente ahí.

Cuando llevamos las elecciones a un sistema electrónico ocurre que la auditoría solo lo puede hacer personas o entidades con los conocimientos técnicos para saber usar la máquina y saber cómo extraer la información. Esto hace que deje de ser verificable.

Si es difícilmente verificable, es más fácil hacer trampa.

Computadores en Elecciones

Otras cosas por las que tener elecciones de manera electrónica es mala idea es que se limita el acceso a la votación.

En las últimas elecciones presidenciales votaron alrededor de 20 millones de colombianos. Para un censo de casi 50 millones creo que es una cifra pequeña (excluyendo menores de edad).

Hay mucha gente que por las razones que sea no vota. Votar en papel es muy fácil. Hay que asistir al lugar de votación, ser ingresado, hacer una fila, votar, recibir el certificado electoral y listo.

Si las personas no quieren votar con esta forma tan sencillo, seguramente habrá mucha gente que no quera saber de esto cuando sepan que habrá un computador de frente. Muchos adultos tienen trabajo manejando un celular inteligente de uso diario. Muy probablemente tendrán complicaciones al intentar usar una máquina una vez cada 4 años.

Ahora, fuera de eso, ¿qué pasa si falla la máquina el día de las elecciones? ¿y que pasa si el daño persiste hasta el final de la jornada electoral? ¿se perderán todos los votos que no pudieron ser registrador por el daño de la máquina?

Muchos escenarios horribles.

En el mundo hay casos donde software mal hecho o fallos de software han causado perdidas humanas.

Hubo un caso de una máquina de radiación que le suministró altas dosis a una paciente y terminó causando su muerte. Los fallos en los aviones Boeing 737 Max que causaron dos accidentes fatales, uno en 2018 y otro en 2019.

¿No es lo anterior suficiente antecedente para pensar que el software en elecciones puede fallar? Para mí sí. Y una vez conocí todos estos aspectos y los sopesé, vi cuan equivocado estaba al creer que podría ser la solución.

No conozco el primer programador que escriba código perfecto. Ninguno lo hace. Yo no lo hago.

La Corrupción

El voto electrónico no va a eliminar la corrupción, la acentuará aún más.

Sí, claro, en la actualidad hay miles de hechos de corrupción en jornadas electorales: presión por parte de empleadores, compra de votos, trashumancia, etc, pero eso no son problemas que se van a arreglar por poner un computador.

Por todo lo expuesto anteriormente, estos programas podrían ser peores remedios que la enfermedad.

La corrupción en las votaciones se acaba con sistemas que investiguen y castiguen a los corruptos, poblaciones que valoren la educación y donde haya poca pobreza para no ser utilizados por el político de paso.

Si ahora mismo hacen trampa con papel, imagen que haya unos computadores en red… Se vuelven totalmente hackeables desde el lugar o incluso en otro país.

Espeluznante.

Si me toca de jurado, lo apreciaré

El sistema electoral funciona. Los resultados se obtienen rápidamente y si bien hay corrupción en muchas partes, no es culpa del mismo sino de un mal mayor de cada país.

Tener votaciones en software es una mala idea porque se rompen los principios básicos de voto secreto, voto por una persona y verificabilidad.

Los computadores claro que son una ayuda para el mundo y han permitido su avance a lo que es la sociedad hoy en día pero en el sistema electoral deben ser mantenidos a raya para evitar daños graves en la democracía (que ya bien golpeada es por muchos gobernantes).

¿Voto electrónico? Claro que no.

Actualizado el 24 de Febrero con el vídeo de Dominio Digital al respecto. Nótese que el vídeo es del año 2016.

Autor: cesc1989

Ingeniero de Sistemas que le gusta escribir y compartir sobre recursos que considera útiles, además que le gusta leer manga y ver anime.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .